"De La Percepciòn a La Razòn" (copiar el titulo en el buscador)


Buscar en el texto completo de los libros

sábado, 27 de septiembre de 2008


LA AGRESIVIDAD EN LAS PERSONAS

La palabra agresividad procede del latín en el cual es sinónimo de "Acometivididad" lo cual implica provocación y ataque, también podría definirse como una amenaza o un acto físico contra el equilibrio físico o psíquico de un individuo. Eibl.Eibesfeld precisa que " Cualquier comportamiento que tenga como resultado obligar a otro individuo a guardar distancia espacialmente o socialmente puede ser llamado agresivo aún cuando no halla daño físico".
La conducta agresiva es una manifestación básica de los seres vivos, presentándose en cualquiera de los 4 niveles que los conforman: A) Físico, tales como peleas, luchas, B) Emocional, tal como rabia o colera,C) Cognitivo como planes agresivos, persecuciones,fantasias destructivas y D) Social que implica las maneras de concretizar la agresividad. Desde el punto de vista emocional la agresividad también forma parte de nuestra expresividad ya que junto a la alegria, el miedo, y la tristeza, tenemos la rabia la cual será mediante la ira el vehículo expresivo de la agresividad.
La agresividad presenta 4 substratos fisiológicos o en otras palabras cuatro orígenes en nuestro ser: 1) El genético, 2) El cerebral por irritabilidad encefálica,3) El neuroendocrino ligado a los andrógenos, estrógenos y hormona luteinizante,y 4) El ligado a los Neurotransmisores, Serotonina,Adrenalina,Noradrenalina,Dopamina,Acetilcolina y el ácido Gamma Amino Butírico (GABA).
Desde el punto de vista Etológico-Social se considera la agresividad como el conjunto de tendencias dirigidas a causar daño o a destruir y en el menor de los casos a contrariar o a humillar; Apesar de ser la agresividad un componente intrínseco de nuestro yo emocional su manifestación descontrolada tiende asociarse como elemento irracional o animal, ya que ésta es una conducta frecuente dentro del reino animal; Por ello los cuadros maníacos impregnados de euforia, con agresión expansiva relacionados con propósitos biológicos tales como actividades seductivas o de reproducción, ó territoriales y jerárquicas o de dominio propias de los animales , son inaceptables y repudiables en los humanos, sin embargo estas conductas se observan frecuentemente en las personas afectadas profundamente por trastornos afectivos teniendo a éste nivel una asombrosa similitud con los animales.
La agresividad se puede observar desde la infancia y en la adolescencia en estos casos puede y debe ser inmediatamente abordada estableciéndose un trabajo cuya base sea la calidez de trato la paciencia, el razonamiento y la oferta de seguridad donde el joven sienta respeto y atención, facilitando con ésto encuentros sociales significativos y afectivos , disminuyendo en consecuencia las conductas agresivas(Sarason). En el adulto debe evitarse a toda costa la confrontación, ejerciéndose un control en principio, evitándose las discusiones en lo posible, expresándose de una manera clara, tranquila y razonada, evitando el uso de epítetos, frases irritantes, desafiantes u ofensivas, evitándose de esta manera la escalada de amenazas y gritos, manteniendo el respeto por la otra persona la cual lo notará, y si existe buena voluntad también seguirá la misma tónica. Cuando las peleas son en pareja se debe en principio tratar de salir de ellas con calma, concentrarse a solas en la respiración, elaborar en privado pensamientos, tratando en lo posible el desahogar sentimientos negativos evitando de esta forma expresar palabras o ejercer acciones contra el cónyuge cuyas consecuencias puedan ser irreversibles y de las cuales posiblemente se arrepentirá; Usar el humor, salirse de la casa a caminar, restringir el área de lo discutible al presente evitando incluir problemas pasados y al recuperarse y calmarse sentarse y hablar con tranquilidad y paciencia. No es positivo echarse la culpa automáticamente , o hacerlo hacia el otro; Debe permitirse dar la razón en lo posible. Todos los seres humanos tenemos la capacidad de controlarnos en la medida que lo queramos, lo practiquemos y nos eduquemos para convivir con una emoción que en principio ,es una herramienta defensiva que traemos dentro de nuestra estructura fisiológica y psiquica pero que al desbordarse puede causar mucho daño tanto a nosotros como a nuestros seres queridos creando con esto un cuadro doloroso donde todos saldriamos lastimados.....

No hay comentarios: